Artículos Destacados
Artículos recientes

Lecturas recomendadas: "Príncipe de Nada" de R. Scott Bakker

Si os gusta la literatura fantástica y a la vez la filosofía y la intriga política, esta es vuestra saga. Por qué siendo hombres de pelo en pecho seguimos leyendo fantasía es un tema que da para mucho, pero no nos engañemos, esta saga o las de "Canción de Hielo y Fuego" de George R.R. Martin o "Las Crónicas de Malaz" de Steven Erikson, sólo por citaros a los otros dos colosos contemporáneos de este género, tienen muy poco que ver con las chorradas tipo dungeons&dragons para quinceañeros larpers y granudos jugadores de rol que nunca conocerán mujer más allá del WoW. Así que para hombres cultos como nosotros no es ningún desdoro leer estas cosas, sino precisamente todo lo contrario, es un placer propio de estetas refinados.

Por supuesto que estos autores deben mucho a sus precedentes, Tolkien, sobre todo, Robert E. Howard, Roger Zelazny, etc, pero estos no escriben sobre elfos y orcos y demás patulea de personajes creados por otros, se han montado sus propios mundos y son mundos coherentes, vastos, y terribles en los que no nos gustaría tener que ganarnos el pan.

Aquí tenemos a Robert Scott Bakker, el autor de "Príncipe de Nada":



Pese a su inenarrable pinta de nerd rolero ha logrado crear un mundo de una profundidad majestuosa, con su historia, sus lenguas, sus pueblos, su geografía, su filosofía y sus creencias. La profundidad de la que hablo es digna de Tolkien o de los ya citados Martin y Erikson.  Para centrar un poco más las influencias innegables en su obra todos los que la leáis percibiréis que, además de los ecos tolkenianos que no se pueden ocultar, hay mucho de Frank Herbert y su opera magna "Dune".

Sin embargo, Bakker no es un epígono o un autor de refritos, como he dicho, ha construido un mundo, pero lo que es mejor, tiene una historia muy poderosa que contar, una historia bien trazada, y un prodigioso plantel de personajes memorables (Kellhus, Achamian, Esmenet, Cnaiür...), que quedarán grabados a fuego en nuestra memoria.

Paralelismos históricos podemos encontrar muchos, pero el más inmediato es la Primera Cruzada. Nuestro principal protagonista es una especie de Pedro el Ermitaño, Cristo y Godofredo de Bouillon todo en uno. Pero esta no es la historia de una Cruzada, la guerra y la religión son sólo el marco y el medio en el que se desenvuelve la trama auténtica del libro, que es la voluntad de poder en el sentido más nietzscheano del término. Y para seguir parafraseando a Nietzsche la historia que se nos cuenta es la de un superhombre que anda entre camellos, leones y niños y no digo más para no arruinaros la diversión.

En este mundo no hay personajes de virtud intachable, de color blanco por así decirlo, todos tienen sus matices de gris, pero la mayoría tienden hacia la oscuridad, cuando no son la oscuridad misma. No es un libro, por tanto, en el que uno se pueda identificar con el protagonista (al que quizá odiemos), sí quizá con alguno de los que le acompañan. Pero eso ya depende de los gustos y las preferencias filosóficas de cada uno.

En la obra hay violencia, mucha, porque el mundo de Bakker no es una arcadia élfica, y mucha de esta violencia es incluso sexual, pornográfica en el sentido literal del término, así que los timoratos se escandalizarán o considerarán machista al autor (cuando no lo es en absoluto, el personaje de Esmenet lo desmiente categóricamente), cuando no enfermo o pervertido. La violencia es extrema en muchos casos, y esos reparos que incluso Martin siente al maltratar a sus criaturas, aquí brillan por su ausencia, por ejemplo, si Bakker hubiera escrito Canción de Hielo y Fuego, los Otros habrían violado y matado a las niñas (y niños) Stark y luego se los habrían comido y sin ningún cliffhanger de por medio.

Este es el continente donde todo transcurre.


Aquí tenemos el blog del autor:

http://rsbakker.wordpress.com/

Que no trata (ni mucho menos) única y exclusivamente sobre su obra y que es ciertamente recomendable para intentar aprehender al personaje que escribe estos libros.

De momento, Bakker ha completado una primera trilogía sobre su mundo, "Príncipe de nada" (compuesta de "En el principio fue la oscuridad", "El profeta guerreo" y "El pensamiento de las mil caras") y se halla en trance de completar la segunda (que transcurre veinte años después de terminada la primera), y que se denomina "El Emperador-Aspecto" (ya publicados se hallan sus dos primeros volúmenes "The Judging Eye" y "The White-Luck Warrior). Sólo la primera trilogía está publicada en castellano, por Timun Mas, en una cuidada edición. De la segunda trilogía aunque parece que se traducirá se ignora cuándo, así que yo os recomiendo que en la medida de lo posible la leáis directamente en inglés (yo lo he hecho en la edición de The Overlook Press), aunque advierto que la lectura es más ardua que la de "Canción de Hielo y Fuego" en V.O.

En suma, una obra digna de leerse, aunque su lectura no es fácil, advertidos estáis. Los que abráis el libro sabed que aquí hay monstruos.

Comparte y disfruta:

2 comentarios en este artículo

  1. Un artículo muy bueno y un autor muy interesante aunque yo soy más de Tim Powers, steampunk y relatos cortos.

  2. Mientras el foro se arregla estamos aquí:

    http://officebreak.creatuforo.com/index.php

Deja un comentario

Sponsors
Artículos más vistos
Nuestro Twitter
Comentarios más Recientes